Una mirada rara a la causa de Pablo Herreros
6 noviembre, 2011 – 17:18 | 18 Comentarios

Ver que un puñado de anunciantes ponen los pies en polvorosa porque un blogger la lía… eso no se había visto por estos lares. De la madre de El Cuco, El Cuco y sus crímenes …

Leer el texto completo »
La Sociedad Red y el Audiovisual

Contenidos para la Era Digital

De la Red al Televisor

Distribucion Online

Modelos de Negocio

Pulsiones
Corolario al síndrome de Aute
La clave es observar esto: “la escasez en la que crecí”. De la escasez a la abundancia, al cambio de reglas y al cambio de la forma de organizar tu cerebro. La antísesis[..] Leer más
Hace 30 años que El País dijo que la industria musical estaba acabada: al hilo de la caída de Pirate Bay, Series Pepito…
Hace pocos días recordábamos el fracaso de Aute como explorador del futuro: la música, que no iba a existir, existe. Mientras los sospechosos habituales nos regocijábamos,[..] Leer más
Inicio » Uncategorized

Cebrián, los medios y la Red: los blogs son peligrosos y yo pido IVA cero para la prensa

Escrito por el 30 septiembre, 2008 – 4:57Sin Comentarios

La semana pasada asistí a una conferencia de Juan Luis Cebrián organizada por el Foro Nueva Economía. En ella, el consejero delegado de PRISA, además de hacer la sorprendente afirmación de que Digital Plus era muy rentable, alegó y creo no traicionar sus palabras, que no se podía dejar la opinión pública en manos de los confidenciales (de internet, claro) y de los blogs.

Argumentaba el Académico de la lengua que la opinión pública era la base de una democracia y que eran y son los periódicos (de papel) los que soportan ese rol clave en nuestra vida pública. Y que, por todo ello, debiéramos estar muy preocupados por la caída de la publicidad y la rentabilidad de los diarios de toda la vida. Como todo empresario en peligro de extinción, encontró la forma de pedir socorro al gobierno ante la trascendencia de su labor: pidió IVA cero para los periódicos.

Curiosamente, y uno cree poco en las casualidades, el mismo diario que implícitamente gestiona y que contribuyó a fundar, publica hoy un reportaje de titular inequívoco: "Los bulos se disfrazan de noticias en la Red". No diré lo obvio, que falsedades se han publicado de toda la vida en la prensa sin que exista un contrapeso crítico y de revisión como el que es internet hoy, no diré lo más obvio y es el hecho de que su diario y el mismísimo New York Times contienen enlaces a los blogs que comentan sus noticias, ni siquiera insistiré en la cantidad constante de errores y desconocimiento publicados por sus reporteros y la prensa convencional; diré simplemente que en la creación del reportaje se desconoce completamente la red y no contiene los testimonios precisos además de tener un sesgo claro en favor de los intereses de la cuenta de resultados del diario.

Ruego lean el artículo para que vean cómo se tiñe de maldad lo que es un efecto propio de la sociedad conectada. La extensión de bulos, rumores, verdades (porque no se acepta que pueden ser verdades) es propia del funcionamiento de la sociedad red, donde la conversación que antes las personas realizaban en su vida cotidiana quedan reflejadas en el mundo electrónico y se propagan en un patio de vecinos gigante. Es decir, no es un mundo malvado, a lo que asistimos es a los costes y riesgos de un modelo económico y social que es el que es por el estado de la tecnología que, por cierto, entraña numerosos beneficios. Es el signo de los tiempos, no que las personas sean más malvadas que antes. Es el viejo tópico de que internet es peligrosísimo porque hay ladrones y pederastas como si en la vida real no los hubiera.

En la misma tónica, el reportaje se regodea en los intentos clarísimos de censura del Parlamento Europeo, que preocupadísimos pretenden que debe controlarse lo que la gente publica. Esto no es nuevo en la historia, imprentas, fotocopiadoras, depósitos legales, todos los gobiernos se han ocupado de numerar, registrar y otorgar permisos para publicar por el presunto bien de todos: "No consideramos los blogs una amenaza, pero es cierto que están en posición de contaminar considerablemente el ciberespacio", dice la eurodipuada socialista Marianne Mikko.

El ciberespacio está contaminado como la vida, pero lo quieren pulcro. Redactora, diputada, señor Consejero Delegado de Prisa, dénse una lectura de El Poder de las Redes y, sea Ugarte o sea otro, busquen opiniones que les digan lo que no quieren oír: que la sociedad red funciona de otra forma y que cambian las maneras de hacer negocios, de comunicarse y de desarrollar la vida, lo que no quiere decir que deje de haber mentirosos, caraduras, delincuentes y errores. Exactamente como los que la prensa publica cada dos por tres y se detectan en cuanto se sabe de un tema (sólo que antes no se sabía). Es fácil ver en la ola de SMS del 11-M (las ciberturbas) algo tremendamente cívico si te conviene, pero sospechosas campañas de un "competidor con muy mala baba" cuando el fenómeno no es tan cívico.

Puedo ser más malvado en mi juicio de intenciones: el consejero delegado de PRISA afirmó sin rubor que su medio nunca se había empleado para presionar a los gobiernos y que siempre se había mantenido independiente. Qué casualidad que ya tampoco tiene los derechos del fútbol, arrebatados con las mismas oscuras armas por las que se obtuvo una licencia de televisión de pago en abierto para unos solos (sin que se les diera la opción al resto de licitantes) y que más tarde se tornó en licencia en abierto por el mismo mecanismo. Y todo ello siendo el propietario de una plataforma de satélite con una notable concentración de derechos y un historial muy relevante de trabas y dificultades para impedir que cualquier operador pueda subir su canal a esa plataforma como estableció la sentencia de fusión con Vía Digital.

Me va mal en mi periódico y en mi televisión y la culpa es de los blogs. Zapatero, bájame el IVA. Yo también quiero que me quiten el IVA de mi ADSL, la que me sirve para publicar estos mis bulos.


Actualización: el confidencial El Confidencial (y esto entenderán que es una redundancia deliberada por el peligro que entraña la confidencialidad cibernética) publica también una curiosa historia (Malos tiempos para los bloggers) de acoso a los bloggers en el que el disparate en el que se ha convertido la propiedad intelectual aflora como los espárragos en Navarra. El matonismo cibernético va más allá de la SGAE.

Los comentarios est&án cerrados.