Una mirada rara a la causa de Pablo Herreros
6 noviembre, 2011 – 17:18 | 18 Comentarios

Ver que un puñado de anunciantes ponen los pies en polvorosa porque un blogger la lía… eso no se había visto por estos lares. De la madre de El Cuco, El Cuco y sus crímenes …

Leer el texto completo »
La Sociedad Red y el Audiovisual

Contenidos para la Era Digital

De la Red al Televisor

Distribucion Online

Modelos de Negocio

Pulsiones
Corolario al síndrome de Aute
La clave es observar esto: “la escasez en la que crecí”. De la escasez a la abundancia, al cambio de reglas y al cambio de la forma de organizar tu cerebro. La antísesis[..] Leer más
Hace 30 años que El País dijo que la industria musical estaba acabada: al hilo de la caída de Pirate Bay, Series Pepito…
Hace pocos días recordábamos el fracaso de Aute como explorador del futuro: la música, que no iba a existir, existe. Mientras los sospechosos habituales nos regocijábamos,[..] Leer más
Inicio » RMD, Television pública

Esa independencia quimérica e imposible…

Escrito por el 16 junio, 2010 – 8:547 Comentarios
Esa independencia quimérica e imposible…

Olvídense por un momento de sus preferencias políticas o sus querencias emocionales: no es cuestión de saber si quien gobierna es o no mi favorito, sino de los hechos que se repiten una y otra vez. Muchísimas personas justifican la necesidad de existencia de las televisiones públicas creyendo que existe una independencia informativa de los intereses privados. Suelen olvidar que prevalecen los intereses del ocupante temporal del puesto, y que tiene sus intereses como todo el mundo. La reforma de RTVE se hizo en nombre de esos valores. Pero sucede lo de siempre: Carlos Carnicero muestra en primera persona cómo, después de todo, hasta el Presidente del Gobierno, contribuye al diseño editorial de la televisión pública. Aunque sea por un buen fin, lo mínimo es precisamente que no participe en ello y ni lo sepa.

7 Comentarios »

  • […] This post was mentioned on Twitter by Gonzalo Martín, Miguel Errasti Argal. Miguel Errasti Argal said: RT @Gonzalomartin: Un minipost sobre la quimérica independencia de la tv pública http://ow.ly/1Z6uz […]

  • En realidad, lo que manifiesta Carnicero es una muestra más de algo que es inevitable en este modelo de Televisión Pública: esa que juega con la inversión privada de forma poco transparente (y no hablo sólo de las cuentas), cuando no es una sucursal de ésta. Quiero decir, si para vender una mesa en un instituto público hay que concursar, ¿por qué para vender una serie o un programa como 59 segundos no?

    • Gonzalo Martín dice:

      Bueno, para mi lo importante es como el cuerpo político se inmiscuye en la labor editorial de la tv aun cuando todo el sistema jurídico esta creado para que no se haga. Y, encima, es quien lo ha promovido. Es decir, no hay diferencia con lo privado, que es la cuestión.

  • cheska dice:

    Entonces, ¿cuál es la denuncia de este bluff-artículo?

    A. TEMAS CONTRACTUALES
    1. ¿Pedro J. no puede contratar a la futura ex de Barroso?
    2- ¿TVE no puede contratar con Contreras 59 Segundos?
    3- ¿59 Segundos no puede contratar a Pedro J?
    4- ¿No se respetó un contrato de 59 segundos con Carnicero?
    5- ¿Son excesivos los contratos de los periodistas en los debates?

    B. CONCESIONES TELEVISIVAS
    1- ¿El Gobierno incumplió la ley en la transformación de Canal+ en Cuatro?
    2- ¿El Gobierno incumplió la ley dándole un canal en abierto a La Sexta?

    C. AMISTADES PELIGROSAS
    1- ¿Barroso no puede hacer de Celestina entre Pedro J. y Zapatero?
    2- ¿Zapatero no debe recibir a Pedro J. en La Moncloa ni hablar de sus decisiones importantes?
    3- ¿Zapatero tiene de asesor y psicólogo de cabecera a Pedro J.?
    4- ¿Pedro J. va a apuñalar a Zapatero?

    Los dos primeros bloques (contratos y concesiones televisivos), se debieron resolver en los juzgados, pero creo que no hay ningún tema pendiente. ¿Me equivoco?

    Sobre las amistades, con el único dato de que en alguna ocasión Zapatero ha recibido a Pedro J. en La Moncloa (¿cuántas?, ¿lo sabe decir?), concluye que es su psicólogo de cabecera, su asesor y que está en sus manos.

    De paso, ¡¡¡consigue desvelar “la esencia profunda del alma” de Zapatero!!! A saber: “la falta de escrúpulos ante la ética de la conveniencia, por encima de la ética de los principios, de la solidaridad con los tuyos y de la honestidad personal”.

    Creo que, más bien, este artículo desvela “la esencia profunda del alma” de Carnicero.

    (ATENCIÓN: ESTE COMENTARIO ESTÁ SIENDO CENSURADO EN EL BLOG DE CARLOS CARNICERO. http://www.ccarnicero.com. LIBERTAD DE EXPRESIÓN.)

    • Gonzalo Martín dice:

      Tu valoración sobre el articulo de Carnicero me parece totalmente lícita. Voy a revisar si la acusación de censura es cierta (el comentario puede estar en moderación) y, con lo que sea, ediraria tu comentario para dar la versión alternativa. En realidad, el tema de mi post es la imposible independencia de la tv publica y no el caso Carnicero.

  • cheska dice:

    Puedes copiarlo y mandar tú el comentario, a ver si tienes más suerte.

    Cuando está en moderación, lo dice al que lo ha enviado, antes ser publicado o descartado definitivamente.

    Como ya he sufrido demasiadas veces la censura de Carnicero, sé lo que digo.

    • Gonzalo Martín dice:

      A ver, te lo explico: simplemente, en mi blog hablo de television y, concretamente aquí, sobre televisión pública. Es decir, no deseo que se abra aquí un juicio sobre Carlos Carnicero y la política de su blog o los conflictos con sus lectores, no es mi conversación: a mi me sirve para explicar mis tesis, pues lo que dice sobre el Presidente del Gobierno me parece relevante. Tu entrada es relevante pues podria servirle a alguien para cuestionar la veracidad de la anécdota sobre la que apoyo mi argumento. Puesto que no advierto sobre política de moderación, dejo que se publique cualquier cosa y no la retiro. Si se produce una dinámica que se sale del tipo de debate que quiero aquí o en conflictos sin argumentos, cierro los comentarios y lo explico. En definitiva, no es mi sitio el lugar de debatir si Carnicero censura o no. Yo creo que tu caso, del que no puedo decir nada porque no lo sé, es mejor explicarlo desde un blog propio, porque es la manera de canalizar la conversación en los blogs. Disculpa si te parezco exigente, pero es como quiero conducir mi espacio: yo te agradezco muchísimo la visita y la contribución, pero espero que mis lectores argumenten sobre tv publica y su independencia. Piensa que si no es así todo termina siendo lo que no es o, al menos, es mi experiencia. Y tu entrada esta dirigida a Carlos Carnicero y no a mis temáticas.