Suscríbete: ENTRADAS | POR E-MAIL | COMENTARIOS | ¿TWITTER?

Posts tagged ·

Paloma Llaneza

·...

“¿Hay alguien ahí?”

6 comments

Paloma Llaneza teniendo que explicar lo obvio: “Lo que sorprende es que la misma Administración que ha descubierto Internet para “facilitarnos” el pago de impuestos, siga viendo la prensa como las gacetas decimonónicas, con su papel y su grapa”. El generalizado desconocimiento de lo que suponen las redes y el fin de los filtros de publicación no deja de sorprenderme cada día. Esta vez es sobre ese intento de prohibir los anuncios de prostitución en la prensa, anuncios rimbombantes de los políticos que, cualquiera que tenga vínculos con internet, sólo puede mirar con incredulidad y con vergüenza ajena. O viven en los mundos de yupi o te toman por tonto. No asumir que la información de quien ofrece estos servicios va a estar y está ya disponible con pocos clics hagan lo que hagan, es casi para pedir un examen neurológico. El fenómeno, suceso o forma de razonar – llámese como quiera al absurdo – puede trasladarse a los flamantes consejos audiovisuales cuya única forma de llamar la atención sobre su inutilidad es precisamente esta: pretender que un espectador, sobre todo infantil, está cubierto porque ellos pongan límites horarios. Toda mi vida me han contado lo de la resistencia al cambio y uno es consciente, pero vaya… Termina Paloma Llaneza: “Definitivamente, no hay nadie al otro lado. Cabe preguntarse si vivimos en realidades paralelas condenadas a no tocarse.

Gratuidad y datos

Comentarios desactivados en Gratuidad y datos

En algún tren que coincidíamos, o puede que al comienzo de alguna charla, Carlos Barrabés contaba que cuando marchaba fuera de España lo que le preguntaban inversores de todo pelaje era “cuántos datos tienes” y “cómo los usas”. Los datos, ese petróleo para predecir conductas y asignar publicidad o generar ventas. Los datos, esa pesadilla de la intimidad: muchos están preocupados por su foto en bikini pero, como recuerda Paloma Llaneza, Facebook sabe si eres gay aunque no hayas salido – aún – del armario sin siquiera mostrar tu foto vergonzante y eso es mucho más inquietante, me parece a mi. Barabási tiene nuevo libro y cuenta cosas interesantes sobre cómo se esparcen, lo recomiendo. La industria cultural suele mostrar un discurso obsesionado con la – falsa – idea del todo gratis: los servicios gratuitos se pagan con los datos de nuestra conducta y con el trazado de nuestro perfil para poder venderlo a terceros. Y aquí tienen su doble estrategia: pueden, como la televisión, generar y vender datos con los perfiles de los espectadores, o pueden educar al público en que regalarlos no es una buena cosa para sus vidas privadas y crear un interés en pagar los por otro lado bastante módicos precios de un alquiler prometiendo un trato limpio. ¿Será ésta una tendencia emergente? De momento Fast Company habla hoy de una startup en Singapur – MyCube – que se diseña para que los usuarios vendan el acceso a sus páginas y no comparte datos con terceros. El título es inquietante: ¿debe pagarte Facebook?.

Comentarios desactivados en Gratuidad y datos